Niños y los animales, beneficios de tener una mascota

Relación entre niños y los animales
Relación entre niños y los animales

Se ha debatido mucho sobre la relación entre niños y los animales: ¿es positivo? ¿puede perjudicar? ¿favorece su aprendizaje? ¿pueden desarrollarse más equilibrados?, son muchas los interrogantes que los expertos en psicología se hacen sobre si las mascotas juegan un papel importante en la vida diaria con los niños.

La domesticación de los animales por el hombre es un proceso con una larga historia de antigüedad, en un primer momento se buscaba su utilidad práctica; el concepto mascota es relativamente más reciente, en el que el animal pasa a jugar un papel importante dentro del entorno familiar, motivado por lazos afectivos, en cierta medida como un miembro más del hogar sin ser considerado como animal de renta.


Animales terapéuticos

A nivel terapéutico está demostrado la importancia de los animales para asistencia de ciertas terapias, ya estudiadas en otros artículos, como es el caso de:

Animales utilizados en terapias

Cursos especializados en terapias asistidas con animales

Utilización de animales para determinadas enfermedades

Niños y los animales en diversas culturas

Fuera de casos excepcionales como animales terapéuticos, lo cierto es que los niños y los animales juegan un papel muy relevante, de hecho siempre se han identificado animales en el aprendizaje de menores, como es el caso de cuentos infantiles, canciones populares…, muchos con cierta moraleja o mensajes para transmitir a los niños un aprendizaje o enseñanza sin esfuerzo y cargadas de valores morales, los cuales son útiles para su relación social, quien no ha oído hablar de Los Tres Cerditos, El Gato con Botas, Pulgarcito, Caperucita Roja, en definitiva, son innumerable las obras en el que protagonista, un animal, es el encargado de conseguir emociones y enseñanzas que se transmiten a los niños, además de lograr su distracción o entretenimiento.

El cine igualmente ha transmitido en muchas películas la comunicación entre los niños y los animales, son innumerables… El personaje principal, en muchas ocasiones, son los animales que interactúan bien solos o con niños a modo de un relato personal que estimula su aprendizaje, incluso muchas películas despiertan sentimientos infantiles de cualquier público en general y no solo de los niños, a modo de ejemplo citamos: Babe, Liberad a Willi, 101 Dálmatas, Stuart Little, etc.

En juguetes, los animales también han sido un clásico para todo tipo de actividades, aunque quizás el oso de peluche es el que más ha transmitido cierta identidad de compresión, compañía y amigo de los niños, su popularidad data de 1902, cuando el propio presidente de los Estados Unidos Theodore Roosevelt se negó a matar a un oso que se lo exhibieron maniatado para tal fin, tuvo mucho impacto gracias a su publicación en el The Washington Post, hasta ser considerado como uno de los juguetes más famosos a nivel mundial.


¿Animales o juguetes?

Bueno, es obvio que todos los niños necesitan juguetes en su vida diaria, quizás la pregunta no está bien planteada, lo que queremos manifestar es que en estudios realizados entre animales y juguetes expuestos a niños, estos, en la mayoría de los casos, se han decantado por los animales, los han identificado rápidamente como seres vivos y como tales tienen cierta querencia por interactuar con ellos, sin necesidad de educarlos para vivir con una mascota. Por lo que la relación de los niños y los animales es en cierta medida muy fluida.

Todo ello lleva a plantear a muchos expertos que los animales de compañía son importantes en la vida de los niños, aunque muchas personas adultas no tienen atracción hacia las mascotas y por ende tampoco transmiten esos sentimientos a sus hijos, pareceres opuestos que merecen sus respetos en un mundo desarrollado en el que vivimos.

Beneficios entre mascotas y niños

En las relaciones entre niños y los animales, quizás las mascotas que más impacto causan son los perros, dado que nivel de domesticación es muy elevado si se compara con otros animales, ciñéndonos al perro, existen estudios (Reinhold Bergler, psicólogo y miembro del Centro de Investigación de Animales en la Sociedad) que efectivamente avalan las buenas relaciones entre perros y niños, hasta el punto que muchos consideran que son comprendidos mejor que las personas adultas, los consideran como su mejor amigo, menos temor y más complicidad en contar ciertas cosas que no relatarían a un adulto, disminuye la agresividad, la tristeza, etc.

Pero no solo un perro se puede tener como mascota, igualmente en las relaciones entre niños y los animales pueden utilizarse otras mascotas, siempre que no revistan peligrosidad para los niños y se les eduque para que los manipulen adecuadamente o, en el caso de no poder ser manipulados, por ejemplo los peces u otras especies, pues se les puede dotar de cierta enseñanza para que interactúen de manera que aprendan su ciclo biológico, como darlos de comer, experiencias de aprendizaje y entretenimiento que repercuten muy positivamente en su estado emocional, conocer mejor la naturaleza, dotar al niño de responsabilidades, etc.

En todo lo manifestado con anterioridad es cierto que los padres que en su infancia han tenido mascotas son los más proclives a que sus hijos puedan tener también animales, aunque, en general, el número de niños que tienen mascotas es muy elevado en la actualidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *