Morfología bacteriana, identificación microscópica y macroscópica

Morfología bacteriana
Morfología bacteriana

Existen diversas formas de identificar los microorganismos, una de las más utilizadas por su facilidad y bajo costos es la identificación por características morfológicas, esta se basa en identificar las características observables de las bacterias tanto al microscopio como en cultivo. En consecuencia, el estudio sobre la morfología bacteriana puede ser desde el punto de vista de un microscopio o en función del medio de cultivo (macroscópico).

Morfología bacteriana microscópica

Como su nombre indica la morfología bacteriana microscópica hace referencia al tamaño de las bacterias, está en el rango de los 0,5 hasta los 10 micrómetros, por esta razón es necesario utilizar el microscopio para observarlas. Su forma se relaciona con la rigidez de su pared celular, las bacterias se diferencian según su forma en:

Cocos

Son bacterias con forma esférica, su tamaño va de 0,6 a 1 micrómetro. Los subtipos de cocos se relacionan con el modo en que se dividen y la forma en que se agrupan, así los que permanecen separados y unitarios se denominan cocos, si permanecen en pares diplococos, los que forman cadenas estreptococos y los que forman racimos estafilococos. El modo en que se agrupan suele ser usada como característica morfológica para su clasificación e identificación.

Bacilos

Son bacterias alargadas y rectas en forma de bastón, difieren entre especies por su anchura, longitud y la forma de sus extremos. En los bacilos el modo en que se agrupan no suele tener relevancia para su clasificación e identificación.

Espirilos y espiroquetas

Son bacterias en forma de espiral, se agrupan en los de espira rígida llamados espirilos y los de espira flexible denominados espiroquetas. Para efectos de su clasificación se tienen en cuenta la longitud de la vuelta, la presencia o ausencia de envoltura externa, el ángulo formado por los extremos de la célula y la composición del filamento axial.

Morfología bacteriana macroscópica

En su mayoría las bacterias se multiplican rápida y eficazmente formando colonias que son visibles sin aparatos especiales cuando se siembran en medios sólidos, de ahí que se hable de morfología bacteriana macroscópica, para su identificación se prefiere sembrarlas en medios no selectivos y que las colonias sean de cultivos frescos. En este caso se puede observar el tamaño, morfología bacteriana y agrupación de las colonias, estas características son utilizadas para su identificación.

En consecuencia, se estudia la morfología bacteriana atendiendo a otros criterios y teniendo en cuenta determinadas características, las cuales están directamente relacionadas con el medio de cultivo donde crecen las bacterias, pero son muy constantes entre las especies.

Medio del cultivo sólido

Las características observadas en medio de cultivo sólido se explican a continuación:

Tamaño: El tamaño de la colonia suele ser uniforme en una misma especie o tipo, existen colonias de diámetro de menos de un milímetro que se denominan pequeñas o puntiformes, medianas de hasta 4 mm y se llaman grandes a las colonias de diámetros miden más de 4 mm de diámetro.

Forma: Está determinada por la forma de su borde y su espesor. La forma de las colonias puede ser circular, irregular y filamentosa. Los bordes pueden ser enteros o lisos, ondulados, lobulados o filamentosos

Consistencia y textura: La consistencia es de dos tipos las colonias que son duras y secas que al ser tocadas por el asa bacteriológica se mueven sobre la superficie del agar, suelen ser difícil manipular y a menudo se fragmentan al intentar cogerlas. La otra consistencia es la cremosa o viscosa que se pega al asa al tocarla, estas van desde una consistencia mantecosa hasta extremadamente viscosas, estas últimas al manipularlas forman hilos.

Superficie: Puede ser plana o en forma de disco, convexa o semiesférica, acuminada, cerebroide, con bordes elevados en forma de cráter o con centro elevado.

Comportamiento con respecto a la luz: En este se observan dos características, la luz reflejada que hace que la colonia sea brillante u opaca; y la luz transmitida que se divide en opaca, es decir, que no transmite luz, translúcida que permite el paso de luz pero no completamente y transparente que deja pasar la luz permitiendo ver a través de la colonia.

Color: Esta característica está presente en colonias, se describe la aparición del pigmento, su color y este se difunde o no en el agar.

Olor: Determinadas especies de bacterias producen olores característicos al descomponer ciertos sustratos.

Medio de cultivo líquido

En medio de cultivo líquido, las bacterias presentan otras características que también son útiles para su identificación, las más importantes se describen a continuación:

Turbidez: Se refiere a que el medio de cultivo se observa más o menos denso, esta característica se relaciona con el crecimiento de la bacteria en el medio.

Película: Se observa si la bacteria crece formando una película en la superficie del medio líquido.

Sedimento: Se aprecia la formación de sedimentos en el fondo del tubo que se suspenden al agitar.

Medio de cultivo semisólido

Para concluir el tema sobre morfología bacteriana, destacar que el medio de cultivo semisólido se puede estudiar si la bacteria es móvil o inmóvil observando si se traslada a partir del lugar de siembra.

Bibliografía sobre morfología bacteriana

– Brock, M. (2007).

– Fernandez, A., Garcia, C., Saéz, J., Valdezate, S. (2010)

– Piréz, M., Mota., M. (2010)