Estás aquí: Inicio » Ciencias naturales » Factores abióticos, cuáles son , clasificación e importancia

Factores abióticos, cuáles son , clasificación e importancia

Factores abióticos
© Paradais Sphynx

Los procesos de interacción de los seres vivos con el ambiente en que se desarrollan son inevitables e indispensables para lograr las adaptaciones necesarias para mantenerse con vida, de manera que puedan completar su ciclo biológico y así lograr que la especie persista en el tiempo. En el ambiente existen una serie de factores determinantes, que van a moldear y a delimitar a las especies que son capaces de soportarlos, además de proporcionarles elementos indispensables para su mantenimiento, siendo uno de ellos los factores abióticos.

¿De qué tratan los factores abióticos?

Está bien entendido que los factores abióticos son aquellos elementos tantos físicos como químicos que rodean a los seres vivos, que tienen como característica principal que son carentes de vida o inertes. Sobre estos pueden vivir, desarrollarse y reproducirse los seres vivos y están presentes en todos los sistemas de vida como el aéreo, terrestre y acuático.

¿Cuáles son y cómo se clasifican los factores abióticos?

Como ya hemos mencionado los factores abióticos se pueden clasificar en factores físicos y químicos. Los físicos comprenden elementos tangibles como el sustrato, el relieve, el agua, además de elementos climáticos que abarcan la temperatura, la lluvia, cantidad de luz solar, vientos, humedad, la presión atmosférica entre otros.

Los químicos corresponde a la constitución de la materia de varios de los factores físicos, además de los elementos químicos que se puedan encontrar sobre ellos o disueltos en el agua por lo que pueden generar reacciones entre sí, generando condiciones importantes para la materia viva. Entre los factores abióticos químicos podemos encontrar al pH, la salinidad, elementos como oxígeno, nitritos, nitratos, calcio, azufre, estos elementos químicos junto con otros más van a conformar lo que conoce como la química del suelo, del aire y el agua, al igual que servirán de nutrientes básicos para gran cantidad de organismos vivos.

Importancia

Los factores abióticos forman parte esencial del planeta Tierra, ya que sobre ellos se propician y desarrollan una cantidad innumerables de reacciones e interacciones para que se pueda desarrollar la vida tal como la conocemos. En los párrafos anteriores hemos comprendido que estos factores constituyen el ambiente que rodea a los seres vivos, además son parte importante para los procesos de regeneración de la materia, nutrientes y energía indispensable para la vida, ya que influyen directamente en los ciclos biogeoquímicos como los del agua, el carbono y el nitrógeno.

Igualmente la interacción de los seres vivos con los factores abióticos son de gran importancia, ya que estos delimitarán a las especies que puedan vivir en un lugar determinado, variantes como el rango de temperatura, porcentaje de humedad, cantidad de radiación solar y altitud son factores limitantes que no todos los individuos toleran y por lo tanto ejercen un rol protagónico en determinadas áreas.

Descripción de los factores abióticos y ejemplos de cómo afectan la vida en el ecosistema

Los primeros factores abióticos a los que haremos referencia serán a los factores físicos entre los que se encuentran los siguientes:

Sustrato

Parte esencial para el desarrollo de la vida, del sustrato depende el crecimiento de muchos animales y plantas, este también puede proporcionar los elementos necesarios para que se puedan nutrir, este sustrato puede estar ubicado en los ecosistemas terrestres y acuáticos. De igual manera puede distribuirse en diferentes altitudes lo que también se conoce como el relieve en los que otros factores como la temperatura y presión se modifican.

Temperatura

Es un factor importante, pues de esta depende que los organismos puedan poblar un hábitat determinado, las variables de calor o frío que proporciona la temperatura, es un fuerte limitante para las especies que deberán tener las adaptaciones tanto morfológicas como fisiológicas para hacerle frente a estas variaciones. En la naturaleza se dan muchos ejemplos de ello, tal como lo son las especies que viven en regiones con temperaturas templadas entre ellos los osos polares, los cuales emplean capas de grasa y un pelaje especial que les permite sobrevivir a temperaturas heladas.

Radiación solar

Es un factor abiótico que cumple con diversas funciones entre las que se encuentra proporcionar la energía vital para el crecimiento y desarrollo de muchos organismos como plantas, algas y microorganismos fotosintéticos, que en su conjunto conforman los primeros eslabones de la cadena alimenticia. Así mismo forma parte de los ciclos biogeoquímicos y de las variaciones de la temperatura tanto en la superficie terrestre como en los océanos, por lo que es necesario para que los animales poiquilotermos puedan regular su temperatura corporal.

Factores climáticos

Los factores climáticos como los vientos, precipitaciones y humedad son factores abióticos claves para sostener la vida. Hay seres vivos como los anfibios que dependen de gran manera de la tasa de humedad de su ambiente, las lluvias refrescan la superficie terrestre además de llenar los embalses, lagos y lagunas en donde viven gran cantidad de seres vivos, razón por la cual el agua en sí misma en un factor abiótico vital para todos.

Otro de los factores abióticos que describiremos son los químicos entre los que está el oxígeno (O2), factor fundamental para los procesos de intercambio gaseoso de muchos seres vivos y se puede encontrar en forma de gas en el aire o disuelto en el agua.

Elementos químicos como sodio, potasio, calcio, hierro, nitritos y nitratos se encuentran bien sea en la corteza terrestre, así como en los cuerpos de agua y son determinantes porque muchos de ellos conforman los nutrientes básicos para las plantas y varios tipos de microorganismos. Además de conformar lo que se conoce como la calidad de los suelos, así como del agua, por lo que la presencia o ausencia de los mismos es limitante para el crecimiento y desarrollo de ciertas especies.

Igualmente en estos factores abióticos se encuentra el pH del suelo y las aguas, el cual denota que tan alcalino o ácidos son estos medios, por lo que valores extremos de ambos no son tolerados por muchos. De la misma manera sucede con otros factores químicos como la salinidad en el agua, la cual es determinante para las especies, porque especifica quiénes pueden vivir dependiendo de la concentración y de la capacidad que tengan estos para soportarla.

Autores consultados

  • García, L.; Brousset, D.; Cervantes, R. (2019).
  • Lozano, J. (2018).
  • Marcano, J. (2011).
  • Muñoz, D. (2020).